#BallenaGris

Avistamiento de Ballenas

ECOTURISMO

Baja California Sur

Uno de los mayores espectáculos en el Mar de Cortés es la llegada de miles de ballenas grises. Estos mamíferos migran desde el Ártico hasta Baja California para alimentarse y tener sus crías. Generalmente se quedan desde diciembre hasta marzo, aunque algunos grupos se quedan hasta abril.

En el estado de Baja California Sur hay cuatro zonas principales para el avistamiento de ballenas: la Laguna Ojo de Liebre, Guerrero Negro, la Laguna de San Ignacio y la Bahía de Magdalena.

Lagunas Ojo de Liebre y San Ignacio, Santuario de la Ballena Gris

El Santuario de Ballenas de El Vizcaíno, es el lugar más importante en el mundo para proteger a la población de ballena gris(Eschrichtius robustus). La ballena gris está presente en la costa occidental y en las lagunas costeras de Baja California Sur y en particular en las de la Reserva de la Biosfera El Vizcaíno durante el invierno. Se ubica en la parte central de la península de Baja California, dentro de la Reserva de la Biosfera de El Vizcaíno, en el Estado de Baja California Sur, en la costa del Océano Pacífico. El refugio comprende la Laguna Ojo de Liebre, con una extensión de 227, 994 hectáreas, la Laguna San Ignacio, con una extensión de 142, 956 hectáreas, y los alrededores. Este Santuario integra los ecosistemas marinos y terrestres, protegiendo con ello gran diversidad biológica y manteniendo así la riqueza de los procesos de mar-tierra.

Además de la población de la ballena gris, el santuario protege a otras especies y en peligro de extinción, como tortugas marinas, lobos marinos y focas. En estas lagunas se desarrollan varias actividades económicas, incluidas la pesquería, las obras de evaporación de sal, la acuicultura y la observación de ballenas.

Ojo de Liebre y San Ignacio son lagunas de reproducción excepcional, ya que reúnen un conjunto único de características físicas y químicas, como la profundidad, temperatura, nutrientes, salinidad, entre otros, lo que lo convierte en un sitio ideal para el apareamiento y la reproducción.

Las ballenas llegan a las aguas mexicanas durante los últimos días de noviembre después de recorrer más de 8,000 km, desde las aguas del mar de Bering, Chukchi y Beaufort en el Ártico. Durante la migración hacia el sur, la mayoría de las hembras receptivas ya han sido preñadas. En las lagunas, las ballenas preñadas el año anterior dan a luz a sus crías, las que en un periodo de alrededor de tres meses se fortalecen y son educadas por las madres para la migración rumbo al norte, sus áreas de alimentación durante el verano.

 

Nayarit

Cada año desde mediados de diciembre hasta finales de marzo, los visitantes de la Riviera Nayarit pueden disfrutar el avistamiento de ballenas más espectacular que se pueda vivir de todo el mundo.

El avistamiento de ballenas en Riviera Nayarit es uno de las atracciones de temporada más espectaculares en la región. Las majestuosas ballenas jorobadas llegan a Bahía de Banderas, Nuevo Vallarta, Tepic, San Blas y Guayabitos, después de pasar por muchos de los pueblos costeros del destino, como parte de la migración que realizan anualmente.

Como solo ellas lo hacen, sus espectaculares saltos sorprenden a todos los visitantes que vienen de muchas partes del mundo para ver este increíble acontecimiento. Ya sea que puedas ver las ballenas desde las playas de la Riviera Nayarit o te aventures en un barco, la experiencia en sí te dejará recuerdos inolvidables.

Otros sitios donde los visitantes pueden ir a observar ballenas se encuentran en el Océano Pacífico: Soledad, Puerto López Mateos y Puerto San Carlos.